Volver a la página principal
Volver al Web de Duiops
Google 
 
En Internet En duiops.net

 

 Portada - Enciclopedia - CRT

CRT

Añadir/Modificar términos
Ultima modificación de "CRT": 26/12/07

0-9 ] A ] B ] C ] D ] E ] F ] G ] H ] I ] J ] K ] L ] M ] N ] O ] P ] Q ] R ] S ] T ] U ] V ] W ] X ] Y ] Z ]

Cabezal helicoidal ] Campo ] Campo directo ] Campo reverberante ] Capítulo ] Cápsula ] Cápsula cerámica ] Cápsula magnética ] Casete ] CAV ] CBR ] CD ] Clase A ] Clase AB ] Clase B ] Clase C ] Clase D ] Clipping ] CLV ] Codec ] Codificación perceptual ] Código regional ] Coloración ] Compliancia ] Componentes ] Compresión ] Compuesto ] Contraste ] Control del rango dinámico ] Controles de tono ] Correa ] Corrección de errores ] Corrección digital de la sala ] Corriente ] Corriente de bits ] Crominancia ] Crosstalk ] [ CRT ] Curvas de Fletcher Munson ]

CRT - Tubo de rayos catódicos, es el núcleo de una televisión tradicional. Es un tubo de vacío en el que se genera un delgado haz electrónico generado por un cañón de electrones que posteriormente es desviado mediante deflectores eléctricos o magnéticos. Finalmente incide sobre una pantalla luminiscente de zonas sensibles con fósforos multicolor que, al ser excitados por los electrones, emiten una radiación o luz visible para el usuario.

Los primeros televisores en blanco y negro disponían de un único haz de electrones y tipo de fósforo. Actualmente hay tres haces y tres tipos de fósforos, que coinciden con cada uno de los tres colores primarios del RGB: rojo, verde y amarillo. Por síntesis aditiva se generan todos los colores. Un color blanco equivale a tres fósforos próximos rojo, verde y azul brillando a su máxima intensidad. La intensidad total de los haces condiciona el brillo de cada punto, siendo la intensidad relativa entre los tres haces de electrones incidiendo en los fósforos la que determina el color.

La trayectoria del haz de electrones se modifica mediante unas bobinas deflectoras que rodean el tubo de rayos catódicos, con tensiones aplicadas a ellas para generar campos magnéticos. Uno de los bobinados controla la trayectoria horizontal mientras que otro controla la vertical. Posteriormente existen dos métodos de afinar la llegada de los haces de electrones a los fósforos de cada color. Éstos se conocen como máscara de sombra y rejilla de apertura.

 

 

Los puntos de la pantalla solamente son capaces de emitir esta radiación visible durante un corto período de tiempo. Estos puntos deben ser excitados de nuevo cada un cierto tiempo, esto se denomina la frecuencia de refresco. Cada uno de dichos barridos de pantalla coincide con uno de los dos campos que conforman cada cuadro completo de la imagen, un total de 50 veces por segundo para el sistema PAL y 60 veces para NTSC. Estos números casualmente coinciden con la frecuencia de corriente alterna (AC) de las zonas del planeta donde se emplea uno u otro sistema.

El tipo de barrido explicado se conoce como entrelazado, que se emplea tanto en los televisores CRT como en los primeros monitores de PC. En él un primer campo contiene las líneas impares y el siguiente las pares. Empleando esta técnica se consigue un parpadeo relativamente admisible para el ojo humano, manteniendo el ancho de banda (aproximadamente 5 MHz) y duplicando la frecuencia de refresco. Normalmente se realiza un proceso denominado overscan para que no observemos posibles desajustes al final de cada línea, en el que la imagen que vemos visualizada en el tubo es ligeramente menor que la real proyectada en él.

Los televisores de barrido entrelazado denominados de 100 Hz lo que hacen es representar dos veces la misma imagen con el fin de aumentar la persistencia y disminuir el parpadeo. Según como se realiza esta técnica, puede llegar a producir un "efecto estela" algo molesto, especialmente en movimientos rápidos. Sistemas de duplicado de líneas como el DRC de Sony o el Pixel Plus de Philips son capaces de reducir este efecto.

En contraposición tenemos otro sistema en el que se muestra en primer lugar la primera línea y, sucesivamente, las siguientes hasta llegar a la última. Este se denomina barrido progresivo y lo tenemos en los televisores CRT de muy última generación y, desde hace muchos años, en las pantallas CRT del mundo de la informática. Este sistema tiene las ventajas de salvar los impedimentos impuestos por la televisión herciana y los sistemas PAL y NTSC, permitiendo anchos de banda, refrescos y resoluciones mayores. En este caso es necesario que el barrido se haga con una frecuencia muy alta, de lo contrario existiría un parpadeo que produce fatiga visual para el ojo humano. Algunos televisores no muy modernos sólo soportan escaneo progreso en modo NTSC.

Podemos tener frecuencias de refresco en escaneo progresivo desde 60 a 160 Hz, siendo está última sólo posible en monitores de muy alta calidad a bajas resoluciones. A resoluciones altas en monitores de buena calidad y modernos no es raro estar alrededor de 100 Hz. A partir de dicha frecuencia no hay una mejora de calidad muy notable. Y no hay que cuanto más alta sea la frecuencia de refresco mayores son las necesidades de ancho de banda. Por otro lado, el parpadeo se nota claramente desde 75 Hz hacia abajo. Hay que tener en cuenta que todos estos números hacen referencia la frecuencia de refresco vertical. Las frecuencias horizontales son mucho mayores, dado que cada coinciden con la generación de una nueva línea, mientras que las verticales sólo con la generación de una nueva imagen o frame.

Hoy día todos los televisores disponen de controles digitales basados en pulsadores y apoyados por un menú en pantalla OSD.

Las zonas sensibles de la pantalla, tras ser iluminadas de forma continuada, pueden sufrir daño. Esto es particularmente cierto cuando una imagen permanece estática en la pantalla durante un tiempo prolongado: los mismos puntos de la pantalla están siendo activados continuamente. Si se llega al punto de deteriorar la pantalla, quedarán secuelas de la imagen que ha causado el problema, incluso cuando el televisor está apagado. Hay que tener precaución de que el televisor muestre continuamente imágenes estáticas.

Un detalle importante es que dentro de un televisor CRT o un monitor de PC es que se manejan tensiones eléctricas muy elevadas que pueden llegar a causar graves daños al ser humano. Estos peligros perduran incluso con el monitor desconectado, debido a la carga almacenada en los condensadores. La apertura de uno de estos aparatos sólo debe ser realizada en un servicio técnico por personal especializado.

Términos relacionados:
Más información en la sección Hi-Fi del Web de Duiops:

0-9 ] A ] B ] C ] D ] E ] F ] G ] H ] I ] J ] K ] L ] M ] N ] O ] P ] Q ] R ] S ] T ] U ] V ] W ] X ] Y ] Z ]

     
 

Volver arriba Volver arriba

© 1997-2009 Duiops (http://www.duiops.net)
Prohibida la reproducción parcial o total de los textos o las imágenes

Para comentarios, usa las direcciones e-mail de contacto