Volver a la página principal
Volver al Web de Duiops
Google 
 
En Internet En duiops.net

 

 Portada - Información y artículos sobre Cine en Casa - Guía de Cine en Casa - Elección de la fuente de vídeo - Lectores Blu-ray de alta definición

Guía de Cine en Casa

Guía de Cine en Casa
  1. Elementos de un equipo de cine en casa
  2. Elección del dispositivo de visualización
  3. Elección de la fuente de vídeo
  4. Elección de la electrónica de procesado y amplificación
  5. Elección de los altavoces
  6. Tipos de cables y modos de conexión
  7. Acústica y colocación de altavoces, oyente y otros elementos
  8. Decoración e iluminación

Publicado en Julio 2007

Actualizado en Mayo 2008

 

3. ELECCIÓN DE LA FUENTE DE VÍDEO

Volver a elección de la fuente de vídeo

LECTORES BLU-RAY

Blu-ray DiscEl formato blu-ray es un nuevo soporte óptico que viene a reemplazar al DVD. Consiste en una evolución del mismo pero con mayor capacidad, pensada para almacenar vídeo en alta definición.

Frente al Blu-ray promovido por Sony, existió una alternativa denominada HD-DVD promovida pro Toshiba, pero desde el 19 de Febrero 2008 ha sido abandonada oficialmente declarando al Blu-ray como "vencedor" de una guerra de formatos que duró varios meses. Puedes ver más información sobre el HD-DVD en el artículo HD-DVD, la alternativa al Blu-ray que no tuvo éxito.

Un frame de vídeo en alta definición con resolución 1920x1080, equivale a aproximadamente 4 veces la resolución estándar del DVD, que es 720x576 en PAL y 720x480 en NTSC. Es decir, a igualdad de compresión (el blu-ray admite varios formatos de compresión, uno de ellos es el MPEG-2 del DVD) un vídeo en alta definición, por tanto, ocupa aproximadamente 4 veces más y requiere una tasa de bits también mucho mayor. Esto explica la necesidad de un disco de mayor capacidad para poder almacenarlo y una electrónica de procesado de vídeo en el lector mucho más potente para procesarla.

Tiene en principio dos tamaños: en un disco de una sola cara (25 GB) ya es capaz de almacenar 2 horas de vídeo en alta definición (1920x1080). En los discos dual-layer o de doble capa, esta capacidad se incrementa hasta unos 50 GB y en un futuro habrá de 4 capas o, lo que es lo mismo, 100 GB. La velocidad de transferencia de datos es de 28 Mbps, aproximadamente el triple de la típica en DVD. Además, incrementa su velocidad de grabado y almacenamiento. Además estarán protegidos contra rayaduras, huellas digitales y suciedad en general, gracias a que emplea un nuevo sistema de codificación de datos y nuevos sustratos.

Respecto al DVD, utiliza un láser de mayor apertura numérica y mayor frecuencia, es decir, de una longitud de onda menor (405 nm, de ahí el color azul-violeta frente al rojo de 650 nm del CD o el DVD) y 0,85 de apertura numérica para leer el disco. De ese modo, es posible emplear una densidad de puntos de información legibles en la superficie mucho mayor. Existen variantes BD-ROM, BD-R y BD-RE, todas ellas pensadas para el mundo informático (sólo lectura, grabable una vez y regrabable).

Como ya se ha dicho, emplea el formato de compresión MPEG-2 del DVD al que se añade el VC1 y el MPEG-4. Estos dos últimos algoritmos, gracias a una mayor eficiencia, permiten disminuir tanto el espacio ocupado como la tasa de bits necesaria para una misma calidad de vídeo. El problema es su gran coste computacional a la hora de descodificarlo. Es por ello por lo que, por ejemplo, es difícil de reproducir un vídeo con resolución 1920x1080 en un ordenador actual, a no ser que, sin entrar en más detalles, disponga de una tarjeta gráfica de última generación alta de gama de las aparecidas a finales del 2006 o en 2007.

 

Lectores Blu-ray actuales

Denon DVD-3800BD
Sony BDPS300B
 

Pioneer BDP-LX70A

Algunos lectores Blu-ray actuales (Mayo 2008) son:

  • Denon DVD-3800BD (2.035 €) y DVD-2500BT (1.400 €)
  • Samsung BD-P1400 (300 €)
  • Sony BDP-S1E (350 €) y BDP-S500 (770 €)
  • Panasonic DMP-BD30 (550 €)
  • Pioneer BDP-LX70A (1.500 €)

Todos ellos son compatibles con HDMI 1.3 y 1080p/24. Es muy importante destacar que los primeros lectores aparecidos a principios del 2007 no eran compatibles con dichas características. Por ello, las características más importantes que hay que mirar si cumple un lector de Blu-ray son las siguientes:

  • Salida HDMI 1.3/1.3a para poder disponer en los sistemas de audio multicanal de alta definición con sistemas de compresión sin pérdidas, principalmente Dolby TrueHD, DTS-HD. Para poder disfrutar de este audio hará falta un receptor A/V de ultimísima generación. De lo contrario, habrá que usar las 6 salidas analógicas coaxiales, obteniendo un procesado de sonido menos potente que el que haría el receptor.
  • Salida de vídeo compatible con 1080p, evitar 1080i/720p. Asimismo, observar que disponga del modo 1080p/24, es decir, 24 imágenes por segundo, el mismo que el de las películas de 35 mm en los cines (a diferencia de los 25 fps del vídeo PAL y 30 fps del vídeo NTSC).
    Por supuesto, hará falta un televisor LCD/Plasma, retroproyector o proyector con 1920x1080 de resolución y muy última generación que acepte este modo de 24 frames.
Playstation 3

Hasta hace poco el reproductor más económico de Blu-ray era la Playstation 3 de Sony. Entre sus virtudes, estaba precisamente el disponer de la salida HDMI 1.3. Esta consola cuesta alrededor de 500€ a día de hoy.

 

Las primeras películas

Existen en la red listados de todas las películas lanzadas hasta la fecha. Los precios oscilan los 17-23€, dependiendo de la importancia y novedad del título, pudiendo llegar hasta los 30€.

Todas las películas en el formato Blu-ray están optimizados para 1080p. Algunas tienen audio en PCM 5.1 (es decir, sin comprimir) y otras en Dolby TrueHD y/o DTS-HD. La pega son algunas que lo tienen en Dolby Digital Plus (mejor que el Dolby Digital pero comprimido con pérdidas, a diferencia de Dolby TrueHD) o incluso en los ya viejos DTS y Dolby Digital del DVD.

 

Comparativa con el DVD

En esta tabla se pueden ver las diferencias y parecidos entre los dos formatos, así como las variaciones respecto al tradicional DVD. Es de destacar la mayor capacidad del Blu-ray, debida a un tamaño menor del pitch y un láser de mayor apertura numérica (es decir, con un haz más estrecho):

 
Capacidad actual 4.7 GB (una capa / una cara)
8.5 GB (doble capa / una cara)
9 GB (una capa / doble cara)
17 GB (doble cara / doble capa)
23,3/25/27 GB (simple capa)
46,6/50/54 GB (doble capa)
Capacidad futura - 100 GB (cuádruple capa)
Longitud de onda 650nm (láser rojo) 405nm (láser azul-violeta)
Apertura numérica 0.60 0.85
Diámetro del disco
 
120mm
 
120mm
Grosor del disco 1.2mm 1.2mm
Capa de protección
 
0.6mm
 
0.1mm
 
Resistencia a rayaduras y polvo
No
Tamaño de pitch 0.74µm 0.32µm
Tasa de transferencia (datos)
 
11.08Mbps 36.0Mbps
Tasa de Transferencia de vídeo (máxima) 9.8Mbps 40.0Mbps
Tasa de transferencia (vídeo/audio) 10.08Mbps 54.0Mbps
Resolución de vídeo (máxima) PAL: 720×576 (576p)
NTSC:720×480 (480p)
1920×1080 (1080p)
Formato de vídeo 16:9 & 4:3 16:9
Tiempo estimado de reproducción 2h en simple capa
4h en doble capa
6h en simple capa
12h en doble capa
Codecs de vídeo obligatorios MPEG-2 MPEG-2
MPEG-4 AVC (H.264)
SMPTE VC-1 (WM9)
Codecs de audio obligatorios
LPCM
Dolby Digital
LPCM
Dolby Digital
DTS
DTS-HD core (2 canales)
Codecs de audio opcionales
DTS Dolby Digital Plus
Dolby TrueHD
DTS-HD High Resolution
DTS-HD Master Audio
Interactividad DVD-Vídeo BD-J (Java)
Sistema anticopia CSS AACS
Libre distribución de contenido
 
Copia gestionada (MC)
Copia gestionada obligatoria (MMC)
Sistemas adicionales   BD+
ROM Mark

 

Sistemas de sonido compatibles con Blu-ray

En la siguiente tabla podemos ver los diferentes sistemas de sonido que pueden tener los Blu-ray.

 
DTS-HD High Resolution
Blu-ray
DTS-HD Master Audio
Blu-ray
Tasa de transferencia (máxima)
27 Mbps
640 Kbps
1.536 Kbps
6.144 Kbps
18 Mbps
6 Mbps
24,5 Mbps
Canales discretos (máximos)
8
6
8
8
8
8
8
Cuantización (máxima)
24bits
24bits
24bits
24bits
24bits
24bits
24bits
Frecuencia de muestreo (máxima)
192kHz
48kHz
48kHz
48kHz
192kHz
192kHz
192kHz
Compresión No comprimido Con
pérdidas
Con
pérdidas
Con
pérdidas
Sin
pérdidas
Con
pérdidas
Sin
pérdidas

 

Explicando la tabla anterior con palabras:

  • Calidad de imagen: ambos tendrán a tener la misma calidad, a pesar de la superior tasa de transferencia teórica del Blu-ray, puesto que ambos tratarán de emplear los codecs con los mismos parámetros de compresión
     
    • El MPEG-2 recordemos que es el algoritmo incluido en el DVD. Sobre todo algunos discos Blu-ray actuales están comprimidos con este sistema, el cual está llamado a la extinción puesto que los otros dos pueden almacenar vídeo con la misma calidad en mucho menos espacio (o, visto de otro modo, video de mucha más calidad en el mismo).
       
    • El VC-1 o WMV HD ha sido creado por Microsoft. Ha sido muy extendido y numerosas productoras han dado su visto bueno. Debido al apoyo de Microsoft al HD-DVD, la alternativa al Blu-ray, aún no es muy común ver este formato de audio.
       
    • El MPEG-4 Parte 10 (H.264) supone una fuerte mejora sobre el MPEG-4 estándar o el MPEG-2, debido a razones técnicas bien documentadas como una codificación de entropía y compensación/predicción de movimiento mejoradas, uso de bloques de tamaño variable y un filtro "deblocking" mejorado, que no comentaremos en detalle por no extendernos. Este sistema se está empezando a aplicar en los últimos Blu-ray (recordemos que el VC-1 es de Microsoft, la cual apoyaba al desaparecido HD-DVD). El "problema" de este algoritmo es que, debido a su gran calidad y potencial, es necesario mucho más tiempo de cálculo y consumo de recursos tanto para codificarlo (la complejidad triplica al MPEG-2) como para decodificarlo (la complejidad duplica al MPEG-2)

    No hay que olvidar el formato 1080p/24, el cual se está aportando fuertemente por él. El cine de 35 mm, tal y como lo conocemos, dispone de 24 fotogramas por segundo, a diferencia de los 25 del PAL y los 30 del NTSC (la elección del 25 y el 30 está relacionado con las frecuencias 50 y 60 de la corriente eléctrica en diferentes países). Para añadir los frames que hacen falta no basta con un proceso sencillo, por ejemplo repitiendo el último de cada segundo, pues se notaría en la imagen un salto muy apreciable. Hay que modificar la totalidad de los cuadros durante el telecinado (paso de negativo de 35 mm a vídeo), con la pérdida de calidad de imagen y movimiento que eso conlleva. En la actual era digital donde simplemente se mantienen los frames por segundo del NTSC y el PAL por retrocompatibilidad, es posible adoptar el formato de 24 fps del cine en nuestros hogares. Actualmente sólo los últimos reproductores Blu-ray son compatibles con 1080p/24.
     

  • Calidad de sonido: en este aspecto hay pocas diferencias entre ambos. Ambos suportan los nuevos algoritmos de compresión sin pérdidas Dolby TrueHD y DTS-HD Master audio, así como los nuevos con pérdidas Dolby Digital Plus y DTS-HD High Resolution Audio. En e caso del Blu-ray,

    Por retrocompatibilidad, también muchas películas disponen de DTS y Dolby Digital tradicionales, aunque se está desperdiciando mucho potencial de los nuevos formatos.

    Muchas películas actuales, a falta de una implantación más sólida del HDMI 1.3 y nuevos receptores A/V compatibles con Dolby TrueHD y el DTS-HD Master Audio, disponen del sonido en audio "PCM 5.1", es decir, los 8 canales de 192 kHz / 24 bits sin ningún tipo de compresión. El problema es que requiere una alta de transferencia y se desperdicia capacidad de los discos.

    Estos nuevos sistemas de sonido tienen un potencial realmente alto. El cine en casa tal y como lo conocemos crecerá mucho en calidad al poder disponer de audio no comprimido, pudiéndolo escuchar con una calidad equiparable a los master de estudio que aún no han sido comprimidos.

    Para poder escuchar estos nuevos sistemas de audio, necesitamos:
    • HDMI 1.1/1.2 para transmitir el Linear PCM, Dolby Digital y DTS (compatible con los receptores A/V típicos). En el caso del LinearPCM, a pesar de sus 27 Mbps, es compatible con las anteriores versiones del HDMI puesto que ésta puede llevar varios canales de audio de 192 kHz / 24 bits no comprimidos.
    • HDMI 1.3 para transmitir Dolby Digital TrueHD y DTS-HD Master Audio (el cual requiere un receptor A/V de ultimísima generación, el cual se puede distinguir por disponer de los logos de estos nuevos sistemas de sonido serigrafiados en su frontal).
      En caso de no disponer de un receptor, será necesario conectar 6 cables analógicos coaxiales desde la salida multicanal del DVD a la entrada multicanal del receptor. En este caso el procesado siempre es peor, puesto el receptor normalmente dispone de muchas características de decodificado, calibración y ajustes de audio que no dispone el DVD.

 

     
 

Volver arriba Volver arriba

© 1997-2009 Duiops (http://www.duiops.net)
Prohibida la reproducción parcial o total de los textos o las imágenes

Para comentarios, usa las direcciones e-mail de contacto