Volver a la portada de Duiops
 Volver al Web de Duiops
Google 
 
En Internet En duiops.net

 

 
ts.gif (1152 bytes)

Sobre el Web:

Novedades de la sección dinosaurios

Noticias de dinosaurios

Libro de visitas

Consultorio

Secciones destacadas

Lista de la A a la Z

Árbol genealógico de los dinosaurios
(Incluye información individual de unos 600 dinosaurios)
  • Terópodos
  • Sauropodomorfos
  • Segnosaurios
  • Ornitópodos
  • Marginocéfalos
  • Tireóforos
  • Información sobre dinosaurios:

    ¿Qué es un dinosaurio?

    El origen de los dinosaurios

    Características de los dinosaurios

    El hábitat de los dinosaurios

    Modo de vida de los dinosaurios

    Las preguntas sin respuesta

    Fósiles

    Dinosaurios y museos

    Récords de dinosaurios

    Los períodos geológicos

    Artículos sin clasificar

    Anexos

    Reptiles marinos

    Reptiles voladores

    Primeros cocodrilos

    ti.gif (1148 bytes)
    Portada - Características de los dinosaurios - Olfato

    Olfato

        Los dinosaurios usaban el olfato para descubrir un depredador peligroso y localizar los alimentos más sabrosos. Estudiando moldes del cerebro de los dinosaurios, los científicos han averiguado que la parte del cerebro donde reside el sentido del olfato era bastante grande. Esto significa que casi todos los dinosaurios tenían bien desarrollado este sentido.

        El olfato es muy importante en el mundo animal, tanto para reconocer el terreno como para distinguir a los enemigos de los amigos. Los gatos y los perros marcan el territorio con su olor y las mofetas ahuyentan a los animales expeliendo un desagradable hedor.

        Como los animales actuales, los dinosaurios se valían de sus fosas nasales para olfatear el peligro. Los hadrosáuridos probablemente podían oler a los depredadores como lo hacen los ciervos actuales. Es casi imposible acercarse a un rebaño de ciervos sin ser descubierto.

        Algunos dinosaurios usaban las fosas nasales para localizar su próximo almuerzo. Los depredadores, como los carroñeros, cazaban de olfato. Pero aunque la mayoría de los dinosaurios tenían bien desarrollado este sentido, no podían seguir un rastro tan bien como nuestros perros.

        Algunos saurópodos tenían las fosas nasales muy grandes. En lugar de estas situadas al final del hocico las tenían en la frente. Los expertos no están seguros por qué se encontraban tan arriba, pero algunos sospechan que esta particularidad permitía a los enormes dinosaurios comer plantas acuáticas y respirar aire fresco.

        Los dinosaurios que luchaban a cabezazos, los paquicefalosaurios, necesitaban tener la nariz muy dura, ya que usaban la parte delantera del cráneo para embestir a otros dinosaurios.

        Algunos dinosaurios usaban la nariz para emitir sonidos. Muchos de los pico de pato sin cresta, quizá hincharan una bolsa de piel situada sobre sus fosas nasales cuando querían trompetear a otro dinosaurio. El elefante marino actual actúa de modo parecido, con su gran hocico hinchable.

        Algunos dinosaurios tenían bultos y prominencias en el hocico. Los científicos creen que quizá distinguieran las hembras de los machos. Algunos también tenían cuernos

    Introducción a características de los dinosaurios

    La cabeza

    El cuerpo

                                             

         
     

    Volver arriba Volver arriba

      © 1997-2009 Duiops (http://www.duiops.net)
      Prohibida la reproducción parcial o total de los textos o las imágenes

      Para comentarios, usar las direcciones e-mail de contacto